Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.

Las Ventajas de ser un Marginado ****

Emma Watson deja Hogwarts con este excelente drama adolescente. Lo comentaba hace un tiempo con mi compañero Miguel Juan Payán en una de nuestras charlas/debates, acerca del futuro de los protagonistas de Harry Potter, y me parecía entonces que Emma Watson tenía muchas papeletas para ser la que mejor dejase atrás la saga que le dio fama y entrase en otro tipo de cine, aunque Daniel Radcliffe con La Mujer de Negro y la miniserie A Young Doctor’s Notebook no lo está haciendo nada mal. Pero algo en esta película independiente llamaba lo suficiente la atención como para pensar que era el salto perfecto para decir adiós a Hermione y dar la bienvenida a la nueva Emma Watson.

La película está basada en el libro de Stephen Chbosky, y escrita y dirigida por él mismo, y un nombre que los aficionados a la tele recordamos por ser el creador de la serie Jericó. Completamente alejado de aquello, aquí se centra en un drama adolescente, ambientado en el curso escolar de 1991, cuando un joven adolescente entra en el instituto. Sin amigos, con un pasado problemático a causa de sus problemas psicológicos, una hermana que le ignora y unos padres que no le entienden, ese podría ser el peor año de su vida, si no fuese por un pequeño grupo de marginados que empiezan a descubrir la vida al margen del resto del instituto.

Esa trama sencilla cobra fuerza merced de una historia coherente y centrada en los personajes, que nos presenta a un grupo de marginados que difieren de los típicos empollones o chicos problemáticos. Sólo es gente ajena al resto de la manada, con intereses artísticos a veces, otras simplemente por ser diferentes. Gente que busca empezar su vida, que se emborracha, se va de fiesta, se enamora, se equivoca y acierta, y debe vivir con sus errores y aciertos cuando apenas saben quiénes va a ser.

Para ello sabe descansar en las peculiaridades de la época (la música, la tecnología, los movimientos sociales y culturales que empezaban…) y en un grupo de jóvenes actores liderados por un brillante Logan Lerman (ojo al tratamiento de su enfermedad), una impagable Emma Watson (imposible no enamorarse de ella), Melanie Linskey (su relación con Lerman es sensacional) y un genial Ezra Miller, auténtico alma de la película, robaescenas profesional y el personaje más interesante de todos. Eso sí, siempre escoltados por adultos como Paul Rudd, Tom Savini, Dylan McDermott o Kate Walsh.

Tiene humor, tiene drama, se respira un aire de realismo lejos de edulcoradas fórmulas absurdas mil veces vistas, aunque Lerman sea demasiado mayor para el papel. Y aunque cosas como la relación con el profesor Rudd, o el trauma del pasado del protagonista, lo que provoca su ansiedad y ataques, sea algo forzado y excesivo, el resto funciona a la perfección, dejando la sensación de haber visto un pedazo de la vida de estos chicos, no muy lejana a la nuestra, con las preocupaciones y alegrías propias de la edad. Y es que, ¿quién no se ha enamorado de la chica más guapa de la clase?

Jesús Usero.

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

Modificado por última vez en Viernes, 15 Febrero 2013 14:08
Valora este artículo
(0 votos)

Artículos relacionados (por etiqueta)

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Trailers

Contacto

 
91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.