COMPRA los últimos números publicados

load more hold SHIFT key to load all load all

Síguenos

Criticas próximos estrenos

El Bar ***

Álex de la Iglesia mezcla surrealismo apocalíptico y thriller asfixiante, en esta excéntrica comedia urbana.

Un cierto aroma a El ángel exterminador, del incomparable Luis Buñuel, cruza por la atmósfera voluntariamente malsana de El bar desde el primer fotograma; mientras los personajes pelean por escapar de un lugar sin salidas de emergencia. Álex de la Iglesia conforma así un guion enclaustrado dentro de una propuesta espartana, compuesta por los mínimos elementos escénicos con los que barajar el misterio que planea en el ambiente.

Al lado de Jorge Guerricaechevarría, el responsable de El día de la bestia imagina una historia plagada de altibajos, y carente de momentos muertos o de estaciones de servicio en las que descansar las neuronas. A modo de filme de hornada catastrofista, el cineasta bilbaíno comienza la película con la presentación de un cuadro de tipos diferentes y totalmente desconocidos, diferentes y vecinos de entornos diferentes de la ciudad.

Leer más: El Bar ***

Kong: La Isla Calavera ****

La mejor película de King Kong desde la original. Un personaje que desde que se estrenó en cines en 1933 se ha convertido en un icono para el cine, un icono con dos remakes, el último de ellos, el dirigido por Peter Jackson. Es muy difícil revisitar ese personaje sin repetir esquemas previos, y eso es algo que la película de Jordan Vogt-Roberts consigue plenamente. Un viaje a la Isla Calavera en el que no veremos Nueva York, ni una revisión de La Bella y la Bestia, sino un despliegue de cine de aventuras, acción y grandes efectos visuales que por un lado homenajea con brillantez a King Kong y por otro al cine bélico de los 70, con Apocalipsis Now a la cabeza.

No, no estoy comparando Kong con la obra maestra de Coppola, ni mucho menos. Ni en temas, ni en profundidad… Nada tiene que ver. Pero esta película sí ofrece diversos homenajes visuales a aquella y a la guerra de Vietnam en el cine en general. Al cine de los 70 en particular, para ofrecer un espectáculo visual de primer orden, puro entretenimiento que además guarda un par de gratas sorpresas. Desde el diseño de la isla, el propio Kong, los parajes o las criaturas que la habitan (alejándose de los típicos dinosaurios para darnos una nueva serie de monstruos… como esa terrorífica araña gigante), pasando por la propia acción de la película, el tono de la misma, más centrado en Kong casi que en los humanos.

Leer más: Kong: La Isla Calavera ****

La Bella y la Bestia ***

Curiosa adaptación del clásico animado de Disney. Porque de eso se trata esta película en imagen real protagonizada por Emma Watson, de una adaptación de la película animada de los noventa, no de una nueva versión del cuento, sino de una nueva aproximación a lo ya visto en la película que se convirtió en uno de los mayores éxitos de la historia de la compañía y que hasta cambió las reglas de los Oscars (a raíz de su estreno se creó la categoría de mejor película de animación, ya que La Bella y la Bestia fue nominada a mejor película, pero no ganó. Se consideró que las películas animadas, con su creciente calidad, debían tener su propia categoría y ganar un Oscar). Quizá el peso y la importancia de la original son los que limitan el potencial de ésta…

No es una mala película, ni mucho menos. Aunque los puristas y aquellos que aman demasiado la original pueden sentirse dolidos o incluso ofendidos, creo que sin motivo, por esta versión, que es cierto aporta muy poco a la original, pero sabe exprimir la necesidad de que los que eran niños en 1991 cuando se estrenó aquella, lleven ahora a sus hijos más de 25 años después a disfrutar de la magia de Disney. En ese sentido la película sirve como nexo de unión entre ambas generaciones, como puente para que las familias disfruten de la experiencia en salas de cine, algo que ya no pueden hacer con la película animada. Y verla en el salón de casa no es lo mismo.

Leer más: La Bella y la Bestia ***

La cura del bienestar ***

Intriga entretenida en casi todo su metraje, aunque sorprende menos en el desenlace.

Buen arranque. Desenlace más tópico. Una corriente de intriga que se mueve entre Coma, de Michael Crichton, y Shutter Island, de Martin Scorsese. Gore Verbinski cambia de registro y maneja bien esta propuesta de suspense que habita a la sombra del relato El invitado de Drácula, de Bram Stoker, con la que tiene muchos puntos en común, pero sabe sacar el máximo partido a la entrada en el laberinto casi kafkiano del centro de salud haciendo que acompañemos al protagonista desde el primer momento, trabajando en claves visuales sugerentes y logradas en aproximadamente la primera hora de metraje. Dane DeHaan y Mia Goth le dan un aire de truculencia inquietante a la película que se agradece, echándose sobre sus espaldas toda la parte que gira en torno a la amenaza latente y que funciona perfectamente como cine de evasión y entretenimiento.

Leer más: La cura del bienestar ***

Redención ****

Buena propuesta de cine sobre boxeo y bajada a los infiernos defendida con solvencia por su reparto.

Redención llega tarde, quizá demasiado tarde, a nuestra cartelera. Es una película de 2015. Y llega casi como de tapadillo. En silencio. Puede pasar desapercibida pero es una buena película. Una de las mejores sobre boxeo que he visto, servida además por un reparto que con Jake Gyllenhaal, Rachel McAdams y Forest Whitaker está bien servida de talento ante la cámara. Y detrás de la cámara es un trabajo de Antoine Fuqua mucho mejor resuelto y en general más completo e interesante que el empeño descarado de explotación comercial de la “marca” que fue Los siete magníficos. Me atrevo a decir que en la filmografía de Fuqua es la que más se ha acercado al nivel que alcanzó en la que sigue siendo su mejor película, Día de entrenamiento.

Leer más: Redención ****

Un Hombre llamado Ove ****

Una historia dramática, humana y muy divertida. Una de las últimas nominadas a los Oscars que quedaba por estrenarse llega este fin de semana a nuestras pantallas y lo hace con una más que interesante historia que apuesta por un drama cercano y no demasiado recargado, además de por un humor sarcástico, a veces surrealista, otras con tintes de humor negro, y que nos permite explorar un poco más una filmografía, la sueca, que hemos conocido recientemente sobre todo por su cine de intriga y suspense, sobre todo a raíz de la saga Millenium. No, no es lo único que llega de Suecia, ni lo primero que llegó, pero es cierto que ese género ha llamado mucho la atención en todo el mundo y han sido varios los estrenos recientes en esa línea, en cine y televisión.

Un hombre llamado Ove nos muestra otra cara, otro género, y lo hace con mucha humanidad. La historia de un anciano triste, que parece odiar a todo el mundo, y que tras la muerte de su esposa busca suicidarse para reunirse con ella, como le prometió. El problema es que el mundo que le rodea no está dispuesto a dejarle en paz, pese a que es lo único que él desea, y a cada intento surgen nuevas circunstancias que lo evitan, lo que además le lleva a estrechar lazos insospechados con la nueva comunidad de vecinos que le rodea. Gente molesta, pesada, anodina incluso, que parece no estar dispuesta a que Ove se reúna con su gran amor.

Leer más: Un Hombre llamado Ove ****

ACTUALMENTE EN TU KIOSCOS

Suscríbete a la edicion digital. Pincha en logo

Críticas más leídas

  • 1