COMPRA los últimos números publicados

load more hold SHIFT key to load all load all

Síguenos

Entrevistas

Entrevista Monica Bellucci nos habla de Spectre

Tiene talento a raudales y lo ha demostrado en el cine durante años, aunque muchas veces sólo recordemos sus papeles en Matrix, La Pasión de Cristo o la controvertida Irreversible, pero nunca ha dejado de trabajar en los más diversos proyectos sin importarle su procedencia. Su descomunal belleza sigue radiante a sus 51 años y su presencia impone, algo que pasa enseguida debido a su elocuencia y simpatía. Está encantada de su presencia en la saga, sobre todo con un papel nunca antes visto en la misma, una mujer madura que atrae a Bond. Y no duda en hablar continuamente de ello y deleitarnos con su experiencia junto a 007 a su paso por Madrid.

Para empezar la pregunta que le habrá hecho todo el mundo, ¿cómo le llega la posibilidad de convertirse en chica Bond?
Lo primero, gracias por lo de chica, porque no soy una chica, soy una mujer. Pero, quería trabajar con Sam Mendes, al que respeto mucho. Es un director maravilloso, que viene del teatro, le encantan los actores, ama a los actores y los protege, y luego trabajar con Daniel Craig que es un actor muy ecléctico que ha creado un Bond muy moderno. Acepté este papel porque aunque es un papel pequeño es un papel clave. Lucía (su personaje) da una información a Bond, y a través de ella su misión puede empezar. Y cuando quedé con Mendes me dijo que buscaba una mujer adulta, una mujer madura, y es la primera vez que se ve a una mujer madura en los brazos de Bond. Y además ha creado una realidad muy dramática en torno a los personajes. Y aunque esta mujer ya no tiene la belleza de la juventud, tiene una feminidad, y esta feminidad le salva la vida.

Como mujer, ¿cuàl es su opinión de James Bond?
James Bond es una institución. Es una gran tradición. A mí me interesaba mucho entrar en este… discurso histórico, vamos a decir. Y la mujer Bond es un icono. Pero también me interesaba la evolución femenina que existe. Porque Lucía es una mujer del pasado, una mujer que vive en un mundo donde las reglas están dictadas por los hombres, y Bond la salva. Sin embargo Madeleine, interpretada por Lea Seydoux, es una mujer joven, que va con los tiempos, y que va a ayudar también a Bond a salvarse. Por lo tanto es una hermosa evolución femenina desde el pasado al futuro.

¿Cree que el papel de la mujer ha evolucionado en la saga 007?
Todos hablan siempre de que las mujeres de Bond son mujeres objeto. Yo no estoy de acuerdo, porque me acuerdo de las mujeres Bond, que han representado una belleza icónica como Ursula Andress cuando sale del agua, o papeles hermosos como los de Halle Berry, Eva Green, Sophie Marceau, Famke Janssen cuando hacía de mala, Rosamund Pike… por tanto hermosísimos papeles femeninos. Yo acepté este papel porque era una primicia ver a un Bond que siente una atracción por una mujer madura, una mujer, Lucía, que en el fondo se comporta un poco como una niña, que cede ante Bond, en un juego de besos, como si fuera un tango, y con una sensualidad un poco infantil. Sin embargo Madeleine que es joven, es la que es madura.

Da la sensación de que Lucía es la sensualidad y Madeleine es el amor.
Sí, sí, es lo que acabo de decir. Con Lucía es casi una danza de amor, un juego del pasado. Es casi como un discurso mafioso, te doy una cosa a ti, tú me das una cosa a mí. Te doy una información, hacemos el amor y él le salva la vida. Es un modo de comportarse entre hombres y mujeres un poco del pasado. Sin embargo con Madeleine no, es una mujer que busca el respeto, que busca el amor.

Antes ha dicho que uno de los motivos para hacer la película era trabajar con Sam Mendes. ¿Se imaginaba que lo haría en una película de Bond?
No, no. Para nada. Bond era una realidad que pensaba que no iba a ocurrir. Por la edad, también (risas).

Su personaje en Spectre interactúa solamente con Daniel Craig. ¿Cómo fue su relación en el rodaje?
Daniel es un caballero en la pantalla como James Bond. Está claro que es difícil crear escenas íntimas en la pantalla con un hombre que no conoces, pero con Daniel es muy fácil porque es muy sexy, y porque es muy protector, muy caballeroso, por lo tanto se creó una química muy buena y luego se ve en una escena muy fuerte que tenemos juntos. Se nota.

¿Se inspiró en algún otro personaje femenino de la saga Bond para crear su papel?
No, no. Porque un papel como éste es una novedad. Una mujer así es distinta, nunca se había visto en Bond.

Con una carrera como la suya, donde ha hecho cine independiente, cine europeo, grandes superproducciones americanas… ¿Qué le aporta una película como ésta?
Cuando escojo una película no pienso en qué me aporta desde el punto de vista de la carrera, pienso en la experiencia de trabajar con un gran director, mi experiencia primero como actriz, de cómo me siento, cómo son las vibraciones para crear un personaje junto a un gran director. Luego se hace la película, se hacen muchas películas, unas funcionan, otras no, y siempre es un riesgo porque nunca sabes cómo va a funcionar una película.

¿Hay alguna otra saga británica o americana en la que le gustaría participar?
En mi carrera cinematográfica siempre he hecho elecciones digamos, así. Nunca he formado parte del mundo de Hollywood, todas las películas que he hecho allí las he hecho desde Europa, y siempre he tomado decisiones, he hecho elecciones, muy particulares, de Malena a Matrix, de Irreversible a La Pasión de Cristo, hago una película en Francia y luego hago Spectre, hago una película iraní y luego ruedo con Kusturica. He hecho siempre unos papeles muy extraños, una elección muy diversa de papeles, con una filmografía muy diversa. Diferentes directores, diferentes países.

Jesús Usero

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

©accioncine

Comparte

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

ACTUALMENTE EN TU KIOSCOS

Suscríbete a la edicion digital. Pincha en logo