Upgrade ★★★★

Crítica de la película Upgrade

Buena película. Hay que seguirle la pista a Leigh Whannel como director. 

Upgrade revela las virtudes de un nuevo nombre a tener en cuenta en el cine de ciencia ficción. A Leigh Whannel le identificamos hasta ahora por su trabajo como guionista en títulos del género de terror celebrados por el público en los últimos tiempos y afincados en lo que podríamos llamar “Territorio James Wan”, como Saw o Insidious, en los que además se ha prodigado como actor. Pero ahora empieza a revelarse como director, función que empezó a desarrollar con dignidad y de forma resolutiva pero sin sorpresas en Insidious: Capítulo 3, pero en la que realmente acaba de despegar como nuevo talento a tener en cuenta tras las cámaras en Upgrade. Explico de inmediato mi optimismo después de ver ayer la película en la 16 Muestra Syfy.

Lo que descubrimos, o mejor redescubrimos como espectadores en Upgrade es el enorme afecto y placer por el cine de serie B tratado dignamente como argumento de entretenimiento y evasión pero primando la originalidad, la solidez y el talento a la hora de tratar con sus características más definitorias.

Upgrade

Lo que ha hecho Whannel en esta película, con un presupuesto de unos 5 millones de dólares y mucha habilidad y astucia para sacarle jugo a cada centavo, está en al línea de lo que en su momento hicieran directores como James Cameron en Terminator, John Carpenter en Asalto a la comisaría del distrito 13 y 1997: rescate en Nueva York, George Miller en Mad Max II: el guerrero de la carretera y un largo etcétera de directores que nos han dado muy gratas sorpresas en el cine fantástico que respeta sobre todo sus raíces como producto de entretenimiento bien cocinado, astutamente productivo en el uso de sus limitados presupuestos y capaz de ganarse la complicidad del público desde los primeros compases de su historia porque trabaja muy bien las claves de evasión disparatada en la propuesta sin por ello renunciar a armar una sólida trama con eficaz desarrollo de personajes, conflictos y situaciones.

Upgrade

En todas estas películas, liberadas del yugo del rendimiento comercial condicionado a los grandes presupuestos y el trabajo con los grandes estudios, queda claro que los directores son y se sienten libres para desarrollar su historia como mejor les parezca para enganchar a un público que saben totalmente entregado a cualquier ejercicio de imaginación que respete a su audiencia, lo que suelen expresar con su ejercicio de humor socarrón que mira al género reconociendo su ligereza pero sin castigarla, muy al contrario, celebrándola en su autoparódica naturaleza que es sobre todo autoparodia de nuestras propias fantasías, miedos y elucubraciones mentales disparatadas como individuos y como sociedad. En Upgrade, por ejemplo, la broma de todo lo que puede haber de letal en un estornudo es absolutamente genial, tanto en su planteamiento visual de celebración del género y es además testimonio de celebración de otros lenguajes incorporados al cine, como el de las viñetas del cómic o los recursos visuales de los videjuegos.

Upgrade es cine en el que reina la celebración del género fantástico pero que no por ello renuncia a plantear sencillas pero elocuentes preguntas para la reflexión del espectador, eso sí, entre secuencias de acción y efusión de sangre. Vuelve sobre el tema de los anhelos de superación de nuestra especie, juega con el cruce de hombre y máquina, corteja las discusiones sobre la inteligencia artificial y los riesgos del avance científico y tecnológico, rescata a su manera la figura del Golem…

Buen ritmo, un buen desarrollo de la trama y su evolución en todos sus pasos, una buena hibridación de géneros de la ciencia ficción a la intriga con momentos de acción muy resolutivos y bien orquestados en su coreografía, y un final coherente y capaz de darle la necesaria vuelta de tuerca a la fábula para no dejarla habitando en el territorio de la zona de confort del público, sino en uno de esos flecos que nos hacen montarnos en nuestra propia cabeza las siguientes secuelas, no solo evidencian la probada eficacia de Whannel como guionista, sino que me hacen mirar con mucho optimismo su próxima propuesta de remake del clásico de Carpenter 1997: rescate en Nueva York.

Miguel Juan Payán

Add to Flipboard Magazine.

Comenta que que ha parecido este artículo en nuestro grupo Amigos de AccionCine en Telegram o simplemente para charlar de cine entre amigos

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

©accioncine 

Revista ACCION

haz click para ver el spoiler

haz click para ocultar el spoiler

cotilla, ésto es solo una prueba ;)
Modificado por última vez en Sábado, 09 Marzo 2019 22:13
Valora este artículo
(0 votos)
Miguel Juan Payán

Profesor de Historia del cine, Géneros cinematográficos y Literatura dramática

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Contacto

 
91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En caso de duda para pedidos, suscripciones, preguntas al Correo del lector o cualquier otra consulta escríbenos por WhatsApp