A la venta en quioscos

A la venta en quioscos

También podéis ojear la revista, incluso desde desde dispositivos móviles:

o bien pinchad aqui para verla a pantalla completa

Síguenos en

Crítica El Inmortal una película de Gomorra ★★★★

Crítica de la película El Inmortal una película de Gomorra

Muy digna e interesante película sobre el universo de la serie Gomorra.

Pienso que lo principal a la hora de valorar El inmortal: una película de Gomorra, es difícil pero necesario: separarla tanto como sea posible de la serie que la origina. De ese modo evitaremos el prejuicio comparativo con la misma, que no es justo para esta producción de largometraje. Y no porque este largometraje no tenga muchos puntos interesantes que en mi opinión lo hacen merecedor de las cuatro estrellas que le pongo como calificación, sino porque las propuestas de Gomorra y otras series de temática criminal propuestas por Italia en los últimos años se tan brillante que puede generar una sombra para esta otra propuesta en largometraje de la que no es nada fácil salir y que hace bascular la objetividad a la hora de valorarlo como realmente merece.

Varias cosas que hace muy bien esta película, dirigida, cierto es, por un director novel en el largometraje pero que ya había dirigido dos capítulos de la serie Gomorra en la cuarta temporada de la misma, lo que le permite conocer y mantener cierto vínculo con el tono general del mundo narrativo y los registros visuales en los que se mueven los personajes.

1 Establecer la muerte como la reina en la sombra de las historias de Gomorra, cuyos personajes, como los de la película, y cuyas historias, como las de la película, están inevitablemente vinculados a y marcados por la muerte. La muerte le permite además a la película invocar el vínculo entre los dos personajes de la serie, que sirven además como vínculo del largometraje con la misma y de paso establecen una estructura de círculo que se abre y se cierra con el principio y el final de la película. La muerte y la supuesta inmortalidad del personaje central.

2 El paisaje como elemento clave de unos planos generales que marcan tres momentos centrales de la trama y sus correspondientes consecuencias argumentales para el conflicto que une y separa a los personajes principales.

Me refiero a la escena del primer encuentro con los letones, entre los troncos cortados, en un plano impresionante que saca todo el partido al paisaje, a la localización, como elemento que subraya la situación de extrañamiento del protagonista que debe filtrarse por empatía hasta el público. El elemento de los troncos cortados no es ocioso. Reaparece al final en el último encuentro con los letones en forma de bosque.

Ese último encuentro nos permite comprobar cómo el director es coherente a la hora de planificar la pueta en escena de la película. El plano general en el momento de encrucijada encaja en su estructura general con el otro momento de dominación del paisaje sobre los personajes: la escena nocturna saliendo de la fiesta de cumpleaños en el restaurante italiano en el que Bruno anuncia a Ciro sus intenciones para el futuro de la banda. El edificio sustituye al bosque en este caso, pero como en la escena posterior, la curva de la carretera forma una v en un momento de encrucijada y toma de decisiones, siguiendo el tema que propone la frase de diálogo del propio Ciro: “En la vida siempre existe la posibilidad de elegir. Lo difícil es volver atrás”.

Cambiar de paisaje no es ocioso. El paisaje no es ocioso. Más allá de usar el socorrido argumento del “pez fuera del agua” instalando al protagonista italiano en Letonia, entre clanes mafiosos rusos y letones, la película saca excelente partido a esa situación para hablarnos del extrañamiento del protagonista, no solo de ese lugar, sino incluso más de la propia vida. El suyo es un exilio que va más allá de su país. Es un exilio de la propia vida. Y eso es lo que define la dimensión de esa etiqueta de Inmortal que lo acompaña. Hay varias líneas de diálogo que así lo expresan, tanto en boca de otros personajes como de él mismo: ya no tiene nada que perder.

La pérdida se configura así como el tema de la película. La vida de Ciro ha sido una pérdida constante de cosas, desde que era un bebé superviviente de un terremoto en adelante no ha dejado de perder a gente a la que amaba, por intervención de la muerte o por traiciones. Lo que nos lleva a otro acierto de este largometraje.

3 La manera de abordar las dos tramas sentimentales que vive el protagonista como niño, buscando una figura femenina de “novia-madre” que sustituya a su madre perdida, del mismo modo que Bruno oficia como figura paterna sustituta, y como renacido en Letonia. En este segundo caso llama la atención positivamente la forma de resolver esa subtrama sentimental en el mínimo metraje y con la máxima eficacia, de manera que sea un motor para la parte final, y no un lastre para todo el conjunto.

Curioso detalle: dicha trama se resuelve en interior, en privado, mientras que el romance del pasado se resuelve en exteriores en su mayor parte y en público: el bar donde canta Estela, la secuencia de la moto y el helado, el desenlace en la calle, por la noche.

Eso me lleva a otros dos temas bien resueltos.

4 El uso del flashback, que me recuerda el uso que hiciera de ese mismo recurso Sergio Leone en
Érase una vez en América, aunque acercado lógicamente a las necesidades y el mundo de Gomorra. El ritmo de la historia del pasado y la del presente se va acelerando en sus cruces, vinculados hábilmente por el sonido, y presta un ritmo muy eficaz al conjunto. Al llegar al final, pasado y presente casi se simultanean, o al mismo esa sensación se nos transmite a los espectadores. Es lógico, porque como demuestra al papel de Bruno joven y Bruno maduro, ambos están íntimamente relacionados.

5 Por último, la relación de Bruno y Ciro, que acaba sieendo central en todo este relato de “segunda oportunidad”, donde el tema de la muerte y el renacimiento vinculado al cruce de pasado y presente y el ajuste de cuentas es un vehículo para llevarnos hasta el tema de la superación de la pérdida y el duelo entre la vida y la muerte: la vida reivindicada como renacer frente a lo que nos quita la muerte superando la pérdida.

Miguel Juan Payán  

 

Add to Flipboard Magazine.

 

 

 

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

 

©accioncine

 

Revista ACCION

haga clic en mí para abrirlo

cierre la etiqueta tanto en la parte superior como en la parte inferior

texto dentro del spoiler

Modificado por última vez en Miércoles, 08 Abril 2020 16:58
Valora este artículo
(0 votos)
Miguel Juan Payán

Profesor de Historia del cine, Géneros cinematográficos y Literatura dramática

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Contacto

 
Telf. 91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En caso de duda para pedidos, suscripciones, preguntas al Correo del lector o cualquier otra consulta escríbenos por WhatsApp