La guerra del mañana ★★★

Julio 01, 2021

Crítica de la película La guerra del mañana

A caballo entre la grandeza del género y la mediocridad.

      Una mezcla tan particular que lo que realmente parece es que nos encontremos ante tres películas dentro de una misma. Dos funcionan a las mil maravillas, pero la tercera es donde la película naufraga y nos ofrece un espectáculo menor, mediocre y digno de una tv movie, no de una superproducción en la que se han gastado cientos de millones de dólares (la película no ha sido barata y se nota). Ese tramo final nos deja la sensación de que la película podía haber sido grandiosa dentro de su género, una película de acción y ciencia ficción, pero no termina siéndolo. Quizá si hubiesen concluido la historia poco antes de las dos horas…

      La trama no es original, aunque no parte de una adaptación. Pero en sus raíces encontramos Terminator, Aliens o incluso Un lugar tranquilo. El truco del viaje en el tiempo es exactamente el mismo de la película de James Cameron, pero cambiando el orden de los factores. Se trata de evitar que se pierda la guerra, no que ésta suceda por ahora (algo que uno se pregunta durante parte del relato, y que la película explica), con sus reglas y sus cambios, con extraterrestres en lugar de máquinas. Y en ese viaje se embarca un soldado que debe intentar sobrevivir en el futuro para regresar con su familia, aunque quizá su papel en todo esto sea mucho más importante de lo que él se imagina.

La Guerra Del Manana 2

      El reparto está lleno de talento, no siempre bien aprovechado. Siendo un blockbuster, Chris Pratt escapa de su imagen de bromista encantador para darle más poso a su personaje y centrarse más en su drama interno (que evoluciona de forma muy interesante según avanza la trama), lo que le permite demostrar que tiene más registros que el habitual que nos ofrece. Yvonne Strahovski es perfecta para su papel de soldado implacable del futuro, y nombres como Betty Gilpin o J.K Simmons animan la función. Aunque el primero es un adorno, y el segundo parece casi un cameo hasta el tercio final de la historia. Lo que me invita a pensar nuevamente que la película es una trilogía comprimida en una sólo historia.

      Una trilogía compuesta de la llegada del futuro y la información que conlleva (recuerda a cosas de Un Lugar tranquilo, como los monstruos, y propone ideas interesantísimas sociopolíticas que daban para su propia historia), la espectacular guerra del mañana propiamente dicha, que es un disfrute de acción y efectos visuales muy bien narrado por Chris McKay, responsable de Batman: La LEGO Película. El director sabe meternos en mitad de la acción que va en escalada, creciendo, aumentando (Michael Bay estaría orgulloso en algunos momentos), pero que cuando toca presentar su tercio final, se desmonta. Ese final daba para otra historia, otra película de cierre. O para reescribirlo y rodarlo de otra forma. Y no es que el resto de la película tenga el mejor de los guiones. Sencillo, cumplidor y con algún detalle interesante. Pero en el tramo final todo se desmonta, no cumple lo que promete. Ese tramo mediocre de media hora más o menos, lastra el resto de la película. Y nos deja una sensación muy agridulce.

                                            Jesús Usero

Add to Flipboard Magazine.

©accioncine

Logo Accioncine

 

Revista ACCION

haga clic en mí para abrirlo

cierre la etiqueta tanto en la parte superior como en la parte inferior

texto dentro del spoiler
.

Modificado por última vez en Viernes, 02 Julio 2021 10:41
Jesús Usero

Periodista cinematográfico experto en televisión