El practicante ★★★

Septiembre 18, 2020

Crítica de la película El practicante

El realizador Carles Torras nos introduce en la turbia mente de Ángel, interpretado por un Mario Casas con aroma a premios.

      Se le veía ilusionado con este papel desde hacía meses y no era para menos. Con El practicante, Mario Casas vuelve a acallar las voces más críticas con su carrera y demuestra que es uno de los actores más versátiles de nuestro cine. De los pocos que se comprometen con un papel a cualquier precio. Si en El fotógrafo de Mauthausen se esforzó por ofrecer una imagen demacrada de Francesc Boix, ahora se mete en el cuerpo y la perturbada mente de Ángel, en el que quizás sea el papel más extremo y oscuro de su filmografía.

Pinocho ★★★

Septiembre 16, 2020

Crítica de la película Pinocho

Mateo Garrone nos trae uno de los Pinochos más personales que recordamos.

      No el mejor, claro, pero sí uno muy personal, extravagante, personal, único y por momentos memorable. Para bien o para mal, porque es una película que divide a la audiencia y que puede maravillar o causar repulsa, que puede dejarnos helados o puede hacer que nos emocionemos. Sin duda un proyecto personal más allá de adaptar la historia de Carlo Collodi. Y además contando con la presencia de Roberto Benigni, quien hace ya muchos años casi acaba con su carrera tras intentar levantar su propia visión de Pinocho en la que él daba vida al muñeco. La rodó en 2002, y desde entonces sólo ha aparecido en cuatro películas, tras arrasar con La Vida es Bella. Quizá su visión fue demasiado… arriesgada.

Antebellum ★★

Septiembre 12, 2020

Crítica de la película Antebellum

Una historia interesante que se desinfla por completo en cuanto llega la parte importante de la misma.

      Antebellum es como la hermana pequeña de una de las películas del muy reputado Jordan Peele. Una mezcla entre Nosotros y Déjame Salir, con apuntes de El Bosque que sin embargo no iguala a la obra de Peele y está más cerca de la película de M. Night Shyamalan. No acaba de ser desastrosa, por varios elementos que captan nuestra atención, pero sin duda había potencial dentro para que la película fuese algo mucho más interesante. De hecho, hay elementos tanto al inicio de la misma como en el reparto, por ejemplo, que nos daban a entender que habría mucho más tras sus algo más de 100 minutos. Pero era en realidad un espejismo, una promesa vacía.

Crítica de la película The Babysitter: Killer Queen

Más floja que la primera entrega, aunque su espíritu cafre y cachondo todavía garantiza algunas carcajadas.

      En el año 2017 la película The Babysitter de Netflix supuso una agradable sorpresa para los amantes de las comedias de terror. La película de McG sobre una niñera que organiza un ritual satánico en casa del pequeño al que cuida convertía su planteamiento disparatado en un cruce de slasher y cine juvenil ochentero cargado de humor absurdo, gore hiperbólico y toneladas de frikismo. Su final dejaba la puerta abierta a una posible secuela, que tres años después se ha estrenado en la plataforma casi de tapadillo.

Crítica de la película Un Mundo Normal

Achero Mañas vuelve a la dirección de largometrajes de la mejor forma posible.

      Diez años esperando que el director de Noviembre o El Bola, volviese a ponerse detrás de las cámaras para rodar una nueva película, y por fin ha llegado el momento de disfrutarla. Una comedia dramática o un drama cómic, elijan ustedes, con elementos de road movie realmente peculiar, y con un desarrollo de personajes de lo más interesante, que lidia con las relaciones entre padres e hijas, madres e hijos. Una reflexión sobre el amor, el dolor, la pérdida, el crecimiento, la búsqueda de uno mismo y la familia, construida como un enorme homenaje a la propia madre del director y guionista. Emotiva pero nunca lacrimógena, inteligente y muy bien servida, Un Mundo Normal es una muy buena película.

Crítica Mulan ★★★

Septiembre 04, 2020

Crítica de la película Mulan

Entretenida adaptación, visualmente impresionante pero sin llegar a la altura de la animación.

      Como ya fuese el caso de La Bella y la Bestia o Aladdin, la nueva adaptación de una película de animación Disney a imagen real, ha dejado a una parte del público bastante decepcionada. Ya desde el inicio, con la ausencia de lo que ciertos fans consideraban imprescindible en la película (el dragón Mushu) y posteriormente cuando decidieron sacar la película del circuito de estrenos en salas de cine para lanzarla en Disney+ con un coste adicional de 22 euros. Algo que muchos no estaban dispuestos a pagar. Más allá de dichas polémicas, Mulan funciona y lo hace optando por la épica, la acción y la aventura, aunque eso deje desprovista de magia la película.

After: En Mil pedazos ★

Septiembre 03, 2020

Crítica de la película After: En Mil pedazos

Una de las peores películas del año.

      Y, lo que todavía es más grave, incluso peor que la primera entrega, con la que comparte todos, o casi todos, los elementos de esta adaptación de las novelas de Anna Todd que algunos han catalogado como una suerte de 50 Sombras de Grey para adolescentes. Y, la verdad, si la idea es elogiar las relaciones y los personajes tóxicos, donde el sexo es la solución a todo y donde lo único que importa son los impulsos animales, pues sí, se acerca bastante a aquella saga, sin el elemento de BDSM. Pero la diferencia en la adaptación en este caso es que, por muy decepcionantes que fuesen las películas de la saga 50 Sombras, eran películas… Dudo mucho que pueda catalogarse de película al despropósito que es esta película.

Crítica de la película Orígenes secretos

Cine distinto y arriesgado, no perfecto, pero realmente interesante.

      David Galán Galindo debuta en Netflix como director de largometrajes, con una película basada en su propia novela, y una premisa realmente original para nuestro cine patrio. Una película que juega con el metalenguaje de los cómics y que nos plantea la posibilidad de que los superhéroes o los vigilantes existan en Madrid. Puede parecer una locura pero la película hace que funcione gracias a sus referencias frikis y su sentido del humor, a un tono que está a caballo entre tomarse en serio a sí misma y no hacerlo en absoluto. Y a un reparto que se entrega al máximo sabiendo lo importante que es que ellos crean en la historia para que el espectador también se la crea y forme parte de la misma.

Crítica de la película Tenet

Reina de películas de acción en 2020, es buena pero no muy buena en el territorio Nolan.

      Una sensación agridulce preside mi encuentro con Tenet, la esperada película de Christopher Nolan. Es de las buenas del director, pero no de las muy buenas. Crecerá con nuevos visionados, pero no me engancha como otras obras del director.

      Me explico. Tenet forma una tetralogía sobre el tiempo alterado y la duda existencial junto con Memento, Origen e Interstellar (en ese sentido es curioso el momento en que el personaje de Pattinson utiliza las manos para explicar la amenaza que intentan combatir los protagonistas con los cuatro dedos entrelazados). 

Crítica de la película Tenet

Nunca habéis visto algo igual. .

      Es difícil explicar las cinco estrellas de Tenet sin reventar algún momento importante de la película, pero tengo claro que es una película tan revolucionaria a nivel visual, que es de recibo ese calificativo, aunque tenga muchos matices. Por ejemplo, no es la mejor película de Nolan. Ni la más accesible. De hecho seguramente sea la menos accesible de todas las películas del cineasta, no sólo por la complejidad de su trama, aunque realmente eso sea lo de menos, sino por la complejidad y exigencia que supone para el público el tema de la inversión del tiempo, con todas sus paradojas, con sus complejos cambios y cómo afectan al mundo de la propia película. Tenet requiere de toda la concentración del espectador para no perderse por sus vericuetos y, pese a todo, descubrir que no ha entendido nada de la ciencia detrás de la película, que tiene que ver con física cuántica. Decir que su estela es más difícil de seguir que en trabajos anteriores es cierto, y además es un acierto y un pecado. Acierto porque la película nunca considera estúpido al espectador. Siempre supone lo mejor de él. Pero es un error, un pecado, porque se excede y hace que sea virtualmente imposible comprender la película al 100%. Una cosa es ser exigente y otra es que necesites un doctorado en física para comprender Tenet. Repito, no su trama, sino la esencia del viaje.

Página 1 de 28