Coco ★★★★

Noviembre 27, 2017

Crítica de la película Coco

Lee Unkrich y Adrian Molina desbordan creatividad y sentido del ritmo, en una película que devuelve parte de la magia pretérita de Disney/Pixar al espectáculo de la animación.

Con una paleta de colores portentosa, inspirada en las monumentales obras de los célebres muralistas mexicanos, Disney compone una historia que agradará por igual a pequeños y adultos. Una movie con sus toques macabros bien tamizados, para no asustar a los niños con mensajes demasiado tenebrosos.

El Día de los Muertos, y todo lo que implica la citada festividad en la tierra de Benito Juárez, es el motor medioambiental que hila este viaje al Más Allá, protagonizado por un chaval con ansias de cumplir su sueño de ser un nuevo Jorge Negrete. Tal pretexto argumental alienta a los creadores del filme para desplegar una gama de situaciones que recuerdan a títulos de mítica trascendencia surrealista y de ultratumba, como Macario (Roberto Gavaldón, 1960) o Pesadilla antes de Navidad (Henry Selick, 1993).