Taquillas

Taquillas (292)

Parece ser que Warner Bros. tenía guardados un par de ases en la manga antes de terminar el verano. Y le queda uno más para completar un trío ganador, cuando se estrene La Monja en unos días. Pero por ahora, tras una época estival en la que sus estrenos más anunciados como Tomb Raider o Operación Rampage no arrasaron precisamente en USA, sino que deben su éxito al mercado internacional ante todo, dos estrenos que parecían iban a pasar más o menos desapercibidos, van a darle los beneficios en USA que el resto de sus películas no han conseguido en estos meses pasados. Hablamos de Megalodón que sigue sorprendiendo a propios y extraños, y Crazy Rich Asians, que se estrenó con una buena cifra la semana pasada pero que, contra todo pronóstico, va a pasar la barrera de los 100 millones en USA solo y seguramente alcance los 150 si sigue a este ritmo, superando incluso a Megalodón. Pincha para leer más...
A veces, no pasa siempre, pero a veces, todos los analistas del mundo del cine se confunden a la vez. Todos, sin excepción, nos equivocamos. Y eso es lo que ha sucedido con Megalodón, la cinta de aventuras con tiburón prehistórico protagonizada por Jason Statham que a principios de verano parecía iba a ser uno de los fiascos del verano, con estreno en agosto, al menos en USA, aunque con su reparto internacional y argumento, seguramente un exitazo en China donde recuperar al menos parte de los entre 130 y 150 millones de presupuesto de la película o incluso generar beneficios. A inicios de verano nadie veía un estreno con más de 15 millones de dólares en USA, con un final de carrera comercial realmente pobre. En semanas recientes esas expectativas subieron hasta un rango de entre 20 y 25 millones de dólares, lo que la pondría muy por encima de lo previsto inicialmente, luchando con Misión Imposible por el primer puesto en la taquilla. Después del preestreno del jueves, con las cifras vistas, todos nos dimos cuenta del error de cálculo. 4 millones el jueves, más que Pacific Rim, que llegó con 37,2 millones. Pincha para leer más...
Parecía que Christopher Robin podía encontrarse cara a cara con Misión Imposible el fin de semana de su estreno, sobre todo con el público más familiar algo abandonado desde el estreno de Hotel Transilvania 3, pero aunque la película ha sido recibida con corrección, no ha podido en ningún momento igualar a la película de Tom Cruise, que con paso más que firme se dirige a recaudar más de 200 millones en USA salvo catástrofe en las siguientes semanas, algo que viendo las cifras de su segundo fin de semana, no va a suceder. Considerada por los analistas como el último gran blockbuster del verano (a partir del segundo fin de semana de agosto la gente no está tan interesada en acudir a los cines aunque quedan estrenos como Megalodón) la película ha recibido las mejores críticas de una película de acción del año, y las mejores de la saga. leer más...
Y, exceptuando el cameo que hizo en Austin Powers, se convierte en el segundo mejor estreno de la carrera de Tom Cruise, que se dice pronto. Es la segunda vez que una película protagonizada por Cruise supera los 60 millones de taquilla en su estreno, y esta se ha quedado muy cerca de batir el récord que supuso La Guerra de los Mundos, con más de 64 millones en su fin de semana de estreno. La película ha cumplido las expectativas e incluso ha superado a Mission Impossible 2, que tenía el récord de taquilla en el estreno hasta la fecha, y lo sigue teniendo como la más taquillera de la saga. Esta aspira a romper ese récord de más de 215 millones sólo en Norteamérica, sí, porque es el último blockbuster en estrenarse este verano, y la acogida del público, magnífica con una A en el Cinemascore, le asegura unas semanas bastante provechosas. Deberá multiplicar casi por 4 su recaudación inicial, pero puede hacerlo.
No debería sorprender a nadie, pero sigue haciéndolo, una nueva película de Marvel (y de Disney) se ha colocado en lo más alto de la taquilla, la tercera de la compañía de cómics en hacerlo en lo que llevamos de año, tras los éxitos brutales de Black Panther (casi 700 millones en USA, más de 1346 en todo el mundo) y Avengers: Infinity War (675 millones en Norteamérica más de 2038 en todo el mundo, la cuarta película más taquillera de la historia en todo el mundo… que se dice pronto). Por supuesto nadie esperaba que Antman y la Avispa igualase las cifras vistas por las dos anteriores, no era su objetivo. Para ser exactos cualquier otra secuela vería un desgaste en su segunda parte, como pasa en casi cualquier franquicia (mirad Jurassic World 2… pese a ser un absoluto éxito), pero no con Marvel.
Jurassic World El reino Caído sigue en plena forma en su segundo fin de semana de exhibición, liderando nuevamente las taquillas no sólo en USA, sino en gran parte del planeta, pero la sorpresa, aunque modesta, ha venido por parte del estreno de la semana, que ha superado con mucho las expectativas y parece que desde su inicio no sólo nos garantiza que tendrá beneficios, sino que seguramente en breve nos anuncien la tercera película de la saga Sicario, el cierre de la prometida trilogía que lleva un camino espectacular con sus dos primeras películas. Pero no nos adelantemos, lo primero es hablar de la indiscutible líder de la taquilla, la secuela de Jurassic World que consigue otros 60 millones de taquilla, con un descenso cercano al 60%, lo habitual en las secuelas, para un total de 264,8 millones de dólares en Norteamérica en apenas 10 días, pero a los que hay que sumar la taquilla internacional de 667.6 millones de dólares, para un total de 932,4 millones desde su estreno… Es decir, que está a unos días de sobrepasar los 1000 millones de taquilla, ese selecto club en el que sólo han entrado unas pocas elegidas. Lo normal sería que acabase con más de 1200 millones al final de su carrera comercial.
La verdad es que va a ser un verano de lo más particular, porque la taquilla norteamericana y la nuestra van a ir a ritmos completamente distintos. Nosotros estrenamos la semana pasada Jurassic World, que no llega a USA hasta dentro de unos días, y ellos ya han estrenado Los Increíbles 2 que no llegará a nuestros cines hasta agosto. Es lo que tiene enfrentarse al Mundial de Fútbol, que aleja a la gente de las salas de cine durante estas fechas, y que en USA no tiene el mismo impacto. Así que la nueva película de Pixar, secuela de Los Increíbles, se ha estrenado ya en cines con éxito. Mejor dicho, con un éxito descomunal y convirtiéndose en el mejor estreno de la historia de una película de animación. Un estreno tan espectacular que supera a éxitos como Buscando a Dory o Toy Story 3. Y además supera todas las expectativas que podíamos imaginar, con 180 millones ya recaudado en tres días en Norteamérica, a los que hay que sumar otros 51,5 millones del mercado internacional para un total de 231,5 millones en apenas tres días. Teniendo en cuenta que en muchos mercados como el nuestro, la película no llegará hasta dentro de un tiempo, no está nada mal.
Parece casi mentira decir esto, pero una película de Star Wars se está estrellando en la taquilla. Y parece mentira que lo digamos cuando la película se estrenó con más de 100 millones de dólares hace apenas una semana, pero esa cifra quedó muy por debajo de los casi 150 millones que muchos esperaban que recaudase durante el largo fin de semana de cuatro días que hubo en USA la semana pasada. Ahora la película se acerca a esa cifra una semana después, pero después de caer en picado en su segundo fin de semana, más de un 65%, una cifra habitual cuando hablamos de secuelas, precuelas o spin offs, y a la que ni siquiera Star Wars puede oponerse (ha sucedido con los tres últimos estrenos de la franquicia) pero que se ha visto siempre compensada por el arranque brutal de todas las películas, que hicieron que hasta un spin off como Rogue One consiguiese más de 500 millones sólo en Norteamérica.
Muchos se preguntan, tras el fin de semana en taquilla de Han Solo, si hasta Star Wars puede sufrir agotamiento como franquicia, algo que no debería ser normal ni es habitual en estos tiempos de megafranquicias, en los que Marvel estrena películas como quien hace rosquillas, y todas con una acogida económica sensacional. Una detrás de otra. Con Star Wars podría ser igual, pero hay que reconocer que un grupo de fans quería hacer boicot a la película por su descontento con el episodio VIII, y sí es posible que hasta Star Wars tenga algo de agotamiento de franquicia, sobre todo cuando nos encontramos con películas estrenadas en un tan corto espacio de tiempo, y que no son parte de la saga principal, sino un spin off, y uno que venía con muchos problemas desde que comenzó la producción, debido a la marcha de sus directores originales y la llegada de Ron Howard, además de que el actor protagonista no convencía a todo el mundo…
Tras tres fines de semana reinando sin oposición, sin que nadie se hubiese atrevido a contraprogramar con la que está siendo sin duda la película del año, tocaba el turno a otro de los grandes estrenos del verano, una de las películas que decidirían el estado de salud de la taquilla en todo el mundo, como iba a ser la secuela de Deadpool, y no ha defraudado. Avengers ya tenía un desgaste importante, y era el momento para otro taquillazo, puesto que ha ocupado otra película de superhéroes, pero distinta. Primero una comedia, una sátira del género, con categoría R, para un público más adulto, porque como sabemos, en USA no pueden pasar a las salas los menores de 17 años si no están acompañados, a una película R. Con un buen apoyo de la crítica, que ha considerado que la secuela es superior en varios aspectos a la primera, y una campaña de marketing brillante, además de un presupuesto casi el doble que en la anterior (de 58 millones ha pasado a 110) la película ha arrancado como el segundo mejor estreno R de la historia, con 125 millones de dólares sólo en USA, y cerca de superar el estreno de la primera parte.

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Contacto

 
Telf. 91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En caso de duda para pedidos, suscripciones, preguntas al Correo del lector o cualquier otra consulta escríbenos por WhatsApp